Saltar al contenido

Aparcar en Madrid, ¿qué saber para que no te multen?

¿Cómo aparcar en Madrid?
Tiempo de lectura aproximado: 6 minutos

En Madrid Centro, como en cualquier gran ciudad, no se aconseja moverse en coche. En cualquier caso, en el centro hay un buen número de aparcamientos, tanto públicos como privados que cobran por el tiempo que el automóvil u otro medio de transporte permanezca estacionado, además de muchos aparcamientos disuasorios (gratuitos) en las inmediaciones de las estaciones de Metro o del Cercanías de Renfe.

En este artículo explicaremos todo sobre cómo aparcar en el centro de Madrid, ya que el aparcamiento en la calle está limitado en determinados horarios en los distritos más céntricos de la ciudad por el Servicio de Estacionamiento Regulado (SER). Además, toma en cuenta las medidas que se establecen cuando está activado el protocolo anticontaminación y que la zona de Madrid Central tiene limitado el acceso al vehículo privado.

¿Cómo y dónde aparcar en Madrid Centro?

La nueva zona de bajas emisiones y tráfico restringido en Madrid Centro inició el año pasado y, desde ese momento, los no residentes en las seis áreas de prioridad residencial definidas lo tendrán más complicado para acceder con su vehículo privado al centro.

Aparcar en el centro de las grandes ciudades es casi imposible. Para poder dejar el coche bien aparcado y con la garantía de que no va a ser multado hay que salir del centro y buscar aparcamiento a las afueras. Esto también conlleva la preocupación de un posible robo. Por eso, y por caro que parezca en un principio, aparcar en un parking resulta ser la mayoría de veces la mejor opción. 

donde-aparcar-en-madrid

Aparcar gratis en Madrid centro

Las personas que residen en el centro sufren a diario la incomodidad de no poder aparcar gratis en Madrid. Hasta el año 2015, se podía aparcar en Madrid gratis durante el mes de agosto, pero los ayuntamientos decidieron suprimir esta gratuidad, intentando aumentar el uso del transporte público y reducir los niveles de contaminación.

Parkings públicos

Algunos te dan la opción de reservar gratis:

  • Barrio del Pilar, es un parking gratis que está situado junto al polideportivo Vicente del Bosque y dispone de unas 100 plazas para estacionar vehículos.
  • Zona de Usera, en esta zona de Madrid que linda con el centro hay varias calles donde se puede aparcar sin coste alguno.
  • Calle Crevillente, esta calle se encuentra en el barrio de Chamartín y cerca del estadio Santiago Bernabéu, es una vía privada y cerrada al público por unas barreras, esto se hizo así por decisión de los vecinos.
  • Calle Méndez Álvaro, cerca de la estación de Atocha, encontrarás esta plataforma que está pavimentada pero que, al menos hasta ahora, no está regulada por el SER.

Aparcamientos rpivados en Madrid

¿Qué es el Servicio de Estacionamiento Regulado?

El Servicio de Estacionamiento Regulado (SER) tiene es un servicio regulador que gestiona, regula y controla el estacionamiento de vehículos en determinadas zonas de la vía pública en la ciudad de Madrid, con la finalidad de racionalizar y compatibilizar el uso del espacio público y el estacionamiento de vehículos.

Comprueba tu matricula

A la entrada en vigor, del nuevo protocolo anticontaminación en Madrid, que afecta al tráfico urbano de coches, bicicletas y patinetes. Puedes comprar en la web puedocircular.com, una herramienta en la que, con solo introducir la matrícula de tu vehículo, sabrás cuándo puedes circular y aparcar en la capital. Al introducir la matrícula, también informan de cuál es la pegatina de la DGT que te corresponde en función de la contaminación del coche.

Por ejemplo, un coche al que le corresponde la pegatina de ‘clase C’, podrá circular mientras no se llegue al escenario cinco y aparcar hasta el escenario dos. A partir del mismo, los aparcamientos del Servicio de Estacionamiento Regulado (SER) están reservados para ECO y CERO emisiones.

comprueba-tu-matricula

Restricciones del SER

Como hemos visto, hoy en día en el centro de Madrid, al igual que en la mayoría de ciudades grandes, hay dos zonas diferenciadas donde se puede para aparcar y que están reguladas por el SER, son las zonas azules y las verdes. Son parte de las restricciones del SER.

Tiempos máximos de aparcamiento

Las zonas con restricciones se pagan de lunes a viernes desde las 9:00 a las 21:00 horas, los sábados de 9:00 a 15:00 y los domingos es gratuito. Durante el mes de agosto hacen una excepción y se paga sólo en horario de 9:00 a 15:00.

Aparcamientos restringidos en Madrid

Son las zonas que el ayuntamiento ha pensado para poder estacionar el coche durante un período corto de tiempo, ya sea para residentes o visitantes. Aquí no existe beneficio ninguno para la gente que reside en el barrio, paga todo el mundo la misma cantidad.

Tarifas

En la zona azul, el tiempo máximo permitido es de dos horas. Es una buena forma de aprovechar hacer gestiones rápidas con la ventaja de que es muy económico. Por ello, al tener un tiempo limitado para aparcar hay una rotación continua de coches, es relativamente fácil encontrar sitio.

La tarifa de la zona azul está estipulada en diferentes costes por tiempo de 20 minutos, media hora, una y hasta dos horas.

Las zonas verdes son para los vecinos que residen en la zona y su tarifa es diferente a la de cualquier persona que venga de fuera. Para los residentes, el ayuntamiento ha acordado una tarifa anual muy buena, es una forma de darles prioridad y facilidad al momento de aparcar, sin necesidad de quedarse sin plaza por la cantidad de personas que llegan de fuera.

Estacionamiento zona azul y verde en Madrid

Aparcamientos disuasorios, ¿qué son y para qué sirven?

Es sencillo, son aparcamientos que disuaden de entrar en el coche al centro de las ciudades, con el objetivo de reducir el tráfico y la contaminación. Es lo último para luchar contra el tráfico y la contaminación en el centro de las ciudades. Además disuaden a los conductores de ir con su coche más allá de donde se encuentra el estacionamiento.

Los aparcamientos disuasorios sirven para convencer a los conductores de no entrar con sus coches al centro de las ciudades. También conocidos como aparcamientos ligados al transporte público. Están ubicados en puntos conectados con la red de transporte público de la ciudad (autobuses, metro y/o trenes de cercanías), para que los usuarios puedan aparcar su coche y coger el medio que mejor les venga para llegar a su destino.

Alternativas a los vehículos

Este tipo de medidas para reducir las emisiones en el centro de la capital y la regulación de los aparcamientos favorecerá el uso de los servicios de bicicleta, coches eco y el transporte público tanto urbano como interurbano.

alternativas-a-los-vehiculos

Servicios bicicletas

La opción de la bicicleta es la más saludable para el medio ambiente. Madrid cuenta con una red de bicicletas públicas para alquilar por un tiempo con opciones de abono y paradas por toda la zona centro. Desde entonces y hasta hoy esta opción de transporte ligero que funciona entre casi todo el día sigue creciendo también en Madrid, donde cada vez son más visibles.

Servicios coches eco

Existen unas normas generales basadas en los distintivos ambientales de la DGT. Los vehículos con etiqueta CERO y ECO podrán acceder y estacionar en el SER. Y los que tengan etiquetas B o C podrán acceder para aparcar en un garaje particular.

Transporte Público Urbano e Interurbano

La primera opción es el metro, el único medio de transporte que por sus características ha sido descartado de las nuevas regulaciones y que por tanto circulará con normalidad. Otra de las redes importantes de transporte público de Madrid es la red de cercanías, que conecta el centro con sus alrededores. Por consiguiente, es la mejor opción para aquellas personas que se desplacen al centro desde la periferia. Esta red cuenta con varios intercambiadores próximos a Madrid Central.

Transporte público Urbano e Interurbano

Tanto los autobuses urbanos e interurbanos de la zona de Madrid Central tendrán acceso sin restricciones. Así, el autobús se presenta como la mejor opción para quienes no quieran desplazarse bajo tierra, ya que la línea de este transporte es amplia, con numerosas paradas que cruzan la nueva zona libre de contaminación. Además, al llegar la noche se vuelven una buena alternativa para distancias más largas ante la ausencia de una línea de metro nocturna.